El Distrito Escolar del Valle de Boulder publicó datos a nivel escuela sobre el castigo de los estudiantes. Crédito: Anthony Albidrez

Para entender mejor las disparidades históricas entre las tasas de castigo de diferentes grupos raciales y étnicos, el Distrito Escolar del Valle de Boulder (BVSD, por sus siglas en inglés) publicó un tablero informativo que proporciona la perspectiva más detallada hasta ahora de cómo el problema se está desarrollando en cada una de sus 57 escuelas.  

El tablero, publicado en agosto, es una respuesta a los llamados de padres negros y latinos preocupados de que a sus hijos los estén castigando más duramente por los mismos comportamientos que a los estudiantes blancos. Los nuevos datos indican que los estudiantes latinos en BVSD enfrentan una probabilidad tres veces mayor que los estudiantes blancos de que los suspendan tanto dentro como fuera de la escuela. (Con respecto a las suspensiones fuera de la escuela, la probabilidad es 3.5 veces mayor, según un análisis de Boulder Reporting Lab.)

Tales disparidades siguen siendo comunes en todo Colorado, a pesar de extensos estudios que demuestran que suspender a los estudiantes y derivarlos a la policía puede reducir la probabilidad de que alcancen el éxito académico y se gradúen. Los castigos también pueden aumentar la probabilidad de que interactúen con el sistema criminal legal. 

Como otros distritos en Colorado, BVSD ha simplificado las pautas de los castigos en todos los salones, eliminado a policías de las escuelas y capacitado al personal sobre cómo reducir y resolver conflictos entre estudiantes sin emplear métodos disciplinarios.  

Los nuevos datos de BVSD figuran entre los datos más específicos de cualquier distrito escolar en el estado. Las Escuelas Públicas de Denver publican datos disciplinarios por red, no por escuela.  

Según los datos más recientes del año escolar 2021-2022, Boulder High, la escuela más grande en el distrito, tuvo las mayores disparidades en sus tasas de suspensiones. Ahí, fue 6.5 veces más probable que a los estudiantes latinos los suspendieran, en comparación con sus compañeros blancos. Aunque constituyen alrededor del 25 por ciento de los 2,139 estudiantes en la escuela, representaron el 66 por ciento de las suspensiones. 

Boulder High tuvo una tasa total de suspensiones de más del doble de la de Fairview High School en el sur de Boulder. Centaurus High School en Lafayette tuvo la tasa de suspensiones más alta en general, con cerca de 67 suspensiones por cada 1,000 estudiantes. Broomfield High School tuvo la tasa más baja de suspensiones en general. 

Las escuelas medias más grandes del distrito también tuvieron disparidades. Mientras que los estudiantes latinos constituyeron el 25 por ciento de la población estudiantil en Centennial Middle School, representaron el 56 por ciento de las suspensiones. Broomfield Heights Middle School y Casey Middle School tuvieron las tasas más altas de suspensiones en general.  

Los representantes del distrito dijeron que el tablero informativo es un paso importante hacia la visibilidad y el acceso a información. Pero también advirtieron que no deben sacarse conclusiones de los datos primarios sin contexto adicional. 

Rob Anderson, superintendente de BVSD, dijo que quizás no sea justo comparar high schools debido a las diferencias en su población estudiantil. Las tasas de medidas disciplinarias reflejan otras desigualdades, sugirió.  

“Hay diferencias en el porcentaje de estudiantes que quizás están enfrentando desafíos: almuerzos gratis y a costo reducido, discapacidades, etcétera”, Anderson dijo en una entrevista. “Creo que una mejor comparación es cómo les está yendo con la misma población en comparación con ellos mismos a lo largo del tiempo”. 

Asimismo, dijo, los datos de escuelas con tasas de medidas disciplinarias más equitativas quizás no produzcan respuestas para lo que otras escuelas pueden hacer para abordar las disparidades. 

“En la medida en que creas que una escuela con menos disciplina tiene todas las respuestas, quizás no tenga los mismos desafíos con los niños que atiende”, Anderson dijo. 

Anderson se unió al distrito escolar en 2018 después de supervisar un distrito mucho más grande en Atlanta, Georgia. Advirtió que no se deben comparar los datos más recientes del año escolar 2021-2022 con años anteriores, en parte debido a las diferencias en los informes entre una escuela y otra. El tablero informativo muestra datos a partir del año escolar 2017-2018.

Dijo que el distrito recientemente ofreció instrucciones más claras sobre cómo reportar la disciplina.

“No pude verificar si todos estaban ingresando todo en el sistema”, Anderson dijo sobre los datos disciplinarios. “No había control de calidad con respecto a eso. Si no puedes verificar la calidad de los datos, creo que es irresponsable tratar de hacer comparaciones”. 

Anderson dijo que espera que las escuelas usen los datos más recientes como un punto de partida para progresar en el futuro. Dijo que las escuelas en todo el distrito presentarán planes de mejoras en octubre de 2022 que pueden incluir pasos para abordar las tasas y disparidades disciplinarias.  

Las leyes estatales requieren que los distritos escolares reporten datos sobre la disciplina en cada escuela del estado. Durante más de una década, han prevalecido disparidades raciales y étnicas en las tasas de disciplina entre los estudiantes de todo el estado, según un reciente análisis de datos estatales realizado por Boulder Reporting Lab, parte de Buscando Avances, un proyecto de Colorado News Collaborative. Al compararlo con distritos escolares de tamaño similar, BVSD tiene tasas disciplinarias más bajas en general, pero algunas de las mayores disparidades en el estado.  

Boulder Reporting Lab solicitó entrevistas con los directores de Boulder High School, Centaurus High School y Broomfield High School. Randy Barber, un portavoz del distrito, dijo que el distrito contestará preguntas que tengan los medios de comunicación sobre los datos.  

El tablero informativo se puede ver aquí. Los datos subyacentes no están disponibles para descargarse.  

Algunos padres que han abogado a favor de datos más específicos quieren que el distrito avance aún más. 

“¿Por qué están suspendiendo a estos niños?” Jamillah Richmond, integrante del Comité de Responsabilidad del Distrito, un panel de vigilancia que requiere la ley estatal y está integrado por padres, preguntó. “¿Y cuáles son las alternativas a eso y por qué no estamos haciendo eso?” 

Datos del distrito obtenidos por Boulder Reporting Lab a través de solicitudes de archivos públicos indican que a los estudiantes latinos por lo general los castigan por los mismos comportamientos que a sus compañeros blancos: amenazas de daño físico, desobediencia, peleas, posesión de tabaco y marihuana. 

Richmond dijo que le gustaría que Boulder High nombrara el racismo en su plan para abordar las disparidades. De lo contrario, dijo, las escuelas ayudan a crear una narrativa de que sus estudiantes están haciendo algo malo. 

“¿Por qué estamos omitiendo eso de la conversación? Esa es la causa principal”, dijo. “Todo lo demás es un producto secundario del racismo”.  

John Herrick

John Herrick reports on housing, climate, health and local government for Boulder Reporting Lab. He previously covered the state Capitol for The Colorado Independent and environmental policy for VTDigger.org. He is interested in stories about people, power and fairness.

Join the Conversation

1 Comment

Leave a comment
Boulder Reporting Lab comments policy
All comments require an editor's review. BRL reserves the right to delete or turn off comments at any time. Please read our comments policy before commenting.

Your email address will not be published.